La noche de los Oscars 2017

Es inevitable concebir los Oscar sin alfombra roja, así que no solo es la fiesta por excelencia del cine, sino también una noche especial para la moda, y para todos los que esperamos impacientes el “paseíllo” de las estrellas del séptimo arte más internacionales.

Pero este año, pocas de las asistentes al Teatro Dolby estuvieron a la altura del evento y para nuestra decepción fue una red carpet muy descafeinada y aburrida.
Aun así, y meeeenos mal, pudimos deleitarnos con unos looks auténticamente fabulosos que llenaron la noche de elegancia, sensualidad y glamour.

Desde Hollywood, segunda estrella a la derecha y todo recto hasta… el Olimpo de la elegancia fue Emma Stone. Con un look impecable, la ganadora del Oscar como mejor actriz por “La la land”, desfiló con un vestido dorado de tirantes, con bordados y flecos degradé.

Un diseño delicado diseñado por Ricardo Tisci para Gyvenchi, que realzaba su figura y evocaba a los aires más clásicos del Hollywood de los años 20’s.

Además también era perfecto su look beauty, ya que concentraba muchas de las tendencias de la temporada con un resultado elegante y muy favorecedor: melena de ondas muy marcadas con raya al lado, sombra de ojos dorada con brillo, y labial rojo oscuro.
Que la veteranía es un grado es obvio, y la sofisticación es sublime con la francesa Isabelle Huppert, cuya elegancia queda retratada en cada photocall en el que posa.

Optaba al galardón de mejor actriz por su tremenda actuación en “Elle”, y  acudió con un precioso vestido de Armani en color plata, repleto de pedrería, con cuello a la caja, manga larga, y ceñido a la cintura.

En la línea del menos es más, apostó todo al labial burdeos mate y marcó la mirada con tonos ocre.
Pero sin duda, la guinda a su look perfecto fue el ear-cuff de diamantes rubricado por Gaia Repossi, que le aportaba un toque chic inigualable.

Cual estatuilla de Oscar hizo aparición Jessica Biel, que puso el tono sexy a la noche más dorada del cine.
Enfundada en un modelo de Kaufman Franco en color oro, que reinventaba los vestidos de lentejuelas, creó un tándem perfecto entre sensualidad y elegancia que la entronó como una de las mejores vestidas de la noche.




Lo acompañó con un collar de la firma Tiffany&Co, de diamantes y platino con plumas de oro, parecía fundirse con el vestido.

HOLLYWOOD, CA – FEBRUARY 26: Actor Jessica Biel attends the 89th Annual Academy Awards at Hollywood & Highland Center on February 26, 2017 in Hollywood, California. (Photo by Frazer Harrison/Getty Images)

El 100% lo logró un original recogido bajo y un look beauty de tonos ocre y labial rosa coral.
A los tonos metalizados, le siguieron los clásicos rojo y blanco, con permiso del omnipresente negro –mejor que obviamos los looks noire de aquella noche…-.

De rojo y más Valentino que nunca, luciendo un fabuloso vestido con cola, de manga larga y cuello de encaje con reminiscencias isabelinas desfiló Ruth Negga.

La única opción de “Loving” a los Oscar, decidió adornar su outfit con una tiara de pétalos metálicos granates de Neuwith for Gemfields, y pendientes del mismo tono, protagonizando el momento princesa de la noche.

Y de blanco inmaculado posó Naomi Harris con un vestido de lentejuelas, corte asimétrico y cola  firmado por Raf Simons para Calvin Klein que complementó con el que fue quizás el accesorio más original  y sorprendente de la edición, unas  sandalias amarillas adornadas con cristales, también de la colección otoño-invierno de esta temporada de CK

 

 

Recomendar